MoWeek Montevideo 2012

MoWeek Montevideo 2012

La moda uruguaya gana espacios y profesionalismo, consolidando su posicionamiento a nivel local y regional, por lo que el proyecto MoWeek constituye el principal evento de moda y diseño del país. MoWeek Montevideo 2012 se constituye en una referencia para las marcas que desean exponerse y mostrar sus novedades.

La edición de septiembre de 2012 del MoWeek Montevideo presentó las colecciones para el verano 2012-2013 en el Centro de Reuniones del Parque Tecnológico y de Eventos del LATU, donde se marcaron las tendencias de la nueva temporada. Dicho evento estuvo sponsorizado (al igual que las tres temporadas anteriores) por el banco Itaú, conjuntamente con la marca San Roque que se ocupó del beauty sponsor.

Esta última edición tuvo como objetivo homenajear a los que crean. Como en ediciones anteriores, se eligió a una modelo emblemática para que pasara los diseños de Black & Liberty, la marca de Florencia Domínguez.

El evento transcurrió entre el jueves 27 y el domingo 30 de septiembre, desfilando por sus pasarelas las marcas: Malabia, Monaqueda, Rapsodia, Pascualini, Romero, Betty Rial, Muaa, Black & Liberty, Holi by Sedal, Vdamiani, Marcel Calzados y Cadbury, además del Instituto Strasser y estudiantes de la Universidad de la Empresa.

A los desfiles se sumaron los showrooms, donde el público pudo adquirir colecciones de prestigiosas marcas que ya son tradición en el evento. Una instancia interesante la constituyó el Sedal Lounge, que ofreció a las damas del público un bar de trenzas, además de tragos y DJs en vivo.

El MoWeek Montevideo 2012 fue un éxito rotundo como ya es tradición y no podía ser de otra forma ya que la ciudad está ávida por recibir eventos de moda, a lo que se suma la excepcional oferta de alojamiento en Montevideo. A esta ventaja debemos agregar su cercanía con las mecas de la moda Sudamericana, San Pablo y Buenos Aires.

Los siete días más importantes de la moda: Nueva York Fashion Week

Semana de la Moda de  Nueva York

Los grandes diseñadores, las estrellas del modelaje, las marcas internacionales, la prensa y especializada, las celebridades y los amantes del diseño en general saben que hay un evento en el año donde la moda se respira en su máxima pureza: la New York Fashion Week. La Semana de la Moda de Nueva York se realiza dos veces al año, reuniendo a creadores y consumidores en un solo lugar para lanzar las tendencias que imperarán durante la siguiente temporada.

El evento, que desde 2009 es promocionado como  Mercedes-Benz FashionWeek, integra el calendario internacional de la moda junto a las semanas de París, Milán y Londres, y otros encuentros menores en diferentes partes del mundo. Sin duda, la semana de Nueva York es de mayor peso en el mundo de la moda, y cuando decimos “mundo”, nos referimos a su dimensión planetaria: las principales tendencias mundiales tienen su origen y dictamen en este mega-evento. La industria de la moda internacional define, a partir de las colecciones presentadas en la New York Fashion Week, qué es lo que está dentro y fuera de temporada.

Grandes desfiles en la Semana de la Moda de Nueva York

La Semana de Nueva York abre el calendario de la moda cada año, imponiendo las tendencias de vanguardia que serán retomadas en las siguientes semanas. Las colecciones de otoño/invierno se presentan en febrero, mientras que las de primavera/verano tienen lugar en setiembre. Los lanzamientos se adelantan varios meses al comienzo de la temporada que presentan, para dar tiempo suficiente a compradores, productores y medios para conocer qué estará en boga en los próximos meses. En los últimos años, no obstante, se han hecho frecuentes las presentaciones de inter-temporada, para que la espera no se torne tan prolongada.

La importancia de la Semana de la Moda neoyorkina no solo inaugura la programación anual del diseño, sino que también fue la fundadora del evento en términos históricos. La primera Fashion Week se realizó en Nueva York, en 1943, durante la Segunda Guerra Mundial. La finalidad era atraer la atención de la industria y los consumidores que no podían viajar a Paris a causa de la guerra. La celebración, que en principio tenía un tono fundamentalmente comercial, se ha convertido en un suceso mediático y de entretenimiento a gran escala.

Celebridades en un desfile de la Semana de la Vida de Nueva York
Así, los grandes desfiles y lanzamientos se integran a exclusivas fiestas, eventos de caridad y espectáculos. Todo ello bajo el registro de una amplia cobertura mediática que incluye los detrás de escena televisivos y la mirada experta de las revistas de moda como Vogue o Elle. No hay foto de tapa que no incluya los nuevos mandamientos del diseño emanados de las pasarelas neoyorkinas.

Colección Otoño-Invierno 2011/2012 de Carolina Herrera


La Semana de la Moda de Nueva York fue la oportunidad para que los diseñadores más famosos adelantasen su colección de otoño/invierno 2011/2012. Entre los grandes nombres de la alta costura, estuvo presente Carolina Herrera, con una colección representativa, como no podía ser de otra forma, de la suma elegancia que ha caracterizado a sus diseños a lo largo de su trayectoria.

El invierno nunca fue tan chic

Eternamente clásica, distinguida y fina es la mujer definida por Carolina Herrera en todas sus colecciones. Aun en los diseños más casuales, la creadora venezolana imprime un sello de formalidad y sofisticación, que alcanza todo su esplendor en los refinados trajes de gala.

Tonos terrestres y opacos con algunos destellos vivos de color componen la propuesta cromática de esta colección. Negro, gris y camel en todas sus variantes predominaron sobre la pasarela, mientras que el anaranjado y el turquesa fueron las notas de color de una paleta basada en la neutralidad. Los materiales elegidos sintetizan toda la calidez necesaria para los fríos: lanas nobles, punto grueso, cachemira, pieles y tweed.

Líneas armónicas y minimalistas, con apenas accesorios y siluetas estrictas de cintura marcada impactaron a los asistentes de la Nueva York Fashion Week. Para un invierno de exhuberante elegancia, Carolina Herrera apuesta por el realce del cuello y hombros, contrastando volúmenes con abrigos, capas, chaquetas y pantalones oversize, faldas tipo lápiz, cintos y complementos de piel.


El desfile se abrió con looks ideales para la oficina, seguidos por trajes de sastre con tintes andróginos para ocasiones ceremoniales, vestidos de cocktail llenos de sutil glamour y, por supuesto, los vestidos largos de caída clásica, donde predomina la inspiración griega tan en tendencia y las transparencias que han hecho furor en otras pasarelas.

Semana de la Moda 2011 en Milán


La moda italiana se distingue por ser una de las más refinadas del mundo. Sin dudas, Italia es un escenario magnífico para cualquier evento vinculado al diseño y al glamour.  Entre el 22 y 28 de septiembre de este año, Milán será la capital de las últimas tendencias de las pasarelas internacionales. La Semana de la Moda a realizarse en esta ciudad es una de las más esperadas por creadores, críticos, modelos y amantes del diseño de todo el mundo.

Desde nuevos diseñadores hasta legendarias firmas, la agenda de la venidera Milan Fashion Week ya está estipulada. Numerosos puntos de la ciudad serán el centro de encuentro de las nuevas colecciones.

Ya en la temporada estival, Milán fue el foco de las coloridas tendencias durante la Semana de la Moda veraniega. Será ahora el turno del frío. Grandes nombres como Giorgio Armani, Roberto Cavalli, Alberta Ferretti, Salvatore Ferragamo y Dolce & Gabanna mostrarán su propuesta para el otoño/invierno 2011, adelantando lo que se viene el próximo año. Emilio Pucci, Mirco Giovannini,. Versace y Gucci también tendrán sus espectáculos de diseño. Todas firmas de origen italiano, a las que se suman representantes de la moda internacional, como Jil Sander o Stuart Weitzman.

Pero una Semana de la Moda de esta categoría no solo convoca a modistos y supermodelos, sino también a los grandes medios y, por supuesto, las siempre fashionistas celebridades. Desfiles privados, exhibiciones y exclusivas fiestas es lo que promete Milán durante siete mágicos días. Nosotros, a tomar nota, para estar a la vanguardia sobre los últimos gritos del estilo.