Rejuvenecimiento facial con PRGF

La medicina regenerativa es una nueva especialidad médica que conjuga diversas disciplinas como la ingeniería, la biología celular y se encarga de buscar nuevas soluciones para detener el deterioro que sufren los tejidos debido al envejecimiento, desgaste o enfermedad. Esta disciplina permite emplear los propios recursos del cuerpo humano para que se cure a sí mismo.

El PRGF o plasma rico en factores de crecimiento es una sustancia que permite regenerar los tejidos musculares. Si bien comenzó como una técnica específica para la recuperación de deportistas lesionados, su uso se ha extendido a personas con problemas crónicos y a otros ámbitos de la medicina como la oftalmología, la odontología, etc. En la actualidad, también se está empleando como rejuvenecedor de la piel en dermatología.

Estos factores de crecimiento resultan eficaces para aumentar el grosor de la piel y su tersura, así como para atenuar las arrugas, lo cual produce un rejuvenecimiento facial verdadero.

Características del tratamiento con PRGF:

El PRGF se obtiene extrayendo una pequeña muestra de sangre del paciente, la cual se centrifuga para eliminar los hematíes y aislar el plasma, con lo que se liberan las proteínas.

Para aplicar dicha sustancia debemos limpiar la zona que se va a tratar, luego se aplica frío local o una pomada anestésica, para evitar el dolor de los pinchazos.

Luego se inyecta el plasma rico en factores de crecimiento en la zona de la cara, el cuello, el escote y el dorso de las manos, estimulando la regeneración de la piel.

El tratamiento no tiene contraindicaciones ni exige reposo, se pueden retomar las actividades inmediatamente después del mismo.

Los resultados de este tratamiento son progresivos y comienzan a notarse a partir de las 24 horas posteriores al mismo.

El tratamiento requiere de varias sesiones, tras las cuales puede apreciarse un aumento en el grosor, elasticidad y tersura de la piel, además de la atenuación de las arrugas. También mejora la microvascularización y se estimulan las secreciones, contribuyendo al mantenimiento de la estructura de la dermis.

Este tratamiento se puede aplicar a partir de los 35 años como preventivo, y a partir de los 45 años, se realiza para corregir y regenerar la piel.

De acuerdo al estado de la piel, se determinará el número de sesiones y la frecuencia. Por lo general se recomienda una sesión por mes durante tres meses. Con una sesión de mantenimiento cada seis meses. Cada sesión tiene una duración aproximada de una hora.

Luego de cada sesión puede aparecer una leve hinchazón, enrojecimiento o hematomas en la zona inyectada, los cuales pueden disimularse con maquillaje.

Es recomendable emplear protección solar luego del tratamiento y no debe masajearse la zona de las infiltraciones.

El efecto tiene una duración entre seis y nueve meses. El costo del tratamiento oscila entre 600 y 1000 euros por sesión.

Complementos de la moda invierno 2011

Los complementos de la moda son aquellas prendas de vestir accesorias, como bufandas, guantes, bolsos, carteras, sombreros y gorros.

Este invierno, las diversas tendencias en la moda marcan algunas innovaciones para los complementos del vestir, como los sombreros de formas insólitas, los pañuelos de muchísimos colores.

Los bolsos y carteras para el invierno, se caracterizan por la variedad y sus diseños atractivos. Hay para todos los gustos y estilos, desde los más sobrios hasta los más coloridos y llamativos.

La moda en complementos para el invierno 2011:

Los complementos nos permiten actualizar nuestro guardarropa sin necesidad de cambiar el vestuario, mediante el aprovechamiento de las prendas de otras temporadas.

Este invierno se caracteriza por el glamour y los guantes largos son la sensación para mantenernos abrigadas y lucir un look vintage al estilo Audrey Hepburn. También los guantes de cuero se apoderan del invierno 2011.

Otro destacado de la temporada es el print de leopardo, que vuelve con mucha fuerza en los complementos, desde bolsos, foulards, pashminas, guantes, entre otras piezas de vestuario. Es ideal para lucir con un abrigo negro clásico, también para acompañar unos jeans en un atuendo casual.

Los complementos nos permiten vestir con estilo y mantenernos calientes a la vez. Este invierno vuelven los gorros y sombreros, que nos mantienen abrigadas y aportan un toque de distinción a nuestra vestimenta. Los modelos son variadísimos y fácilmente podremos encontrar uno que se adapte a nuestro estilo.

El estilo retro y el vintage son los preferidos del invierno, podemos complementarlos con abrigos de corte clásico, botas de nieve en piel, bufandas en tejidos muy gruesos.

La forma en que llevamos los complementos determina nuestro estilo, por tanto, elegiremos la misma acorde.

Las leggings con faldas cortas, son la mejor forma de mantenerse caliente y verse bien aún en invierno. Acompañadas con unas buenas botas no dejarán pasar el frío.

Accesorios de la moda invierno 2011

Llamamos accesorios, a todos los elementos y detalles que realzan nuestra vestimenta. Dichos accesorios incluyen: collares, pulseras, anillos, relojes, gafas, cinturones, sombreros, bufandas, guantes, entre otros elementos posibles.

Los accesorios nos permiten personalizar nuestra vestimenta, establecer nuestro estilo, es por ello que debemos tomarnos nuestro tiempo para elegirlos, ya que un accesorio incorrecto, puede hacer tanto daño, como beneficio nos daría si fuera correcto.

La moda para este invierno 2011 nos trae algunos cambios notorios, como el tamaño de la bisutería, que pasa a ser de gran porte.

Las tendencias para los accesorios en el 2011:

El elemento común a la bisutería para este invierno 2011 es el tamaño. Los materiales son muy variados y sugerentes, desde los metales, hasta las plumas, tientos, cuentas, etc.

Cada accesorio puede estar fabricado con muchos materiales diferentes. Los metales dorados y plateados son los preferidos, pero se combinan con cuentas, pasamanería, piedras o perlas.

Los collares y pendientes son los principales elementos de bisutería. Los collares se vuelven más cortos y voluminosos, aunque pueden tener varias vueltas. Especiales para hacer lucir más los escotes prominentes.

Los pendientes son largos y los aros de variados formatos, pero funcionan como complementos de los restantes accesorios sin quitarles protagonismo. Eso sí, cuidado con las bufandas y pashminas porque se enganchan fácilmente en ellos.

Las pulseras y brazaletes de ancho considerable, presentan innumerables detalles como trabajos de tipo filigrana, tallas, etc., los que resaltarán más aún si los acompañas con una polera ajustada o remera de lycra.

Los anillos también se ajustan a la tendencia general, prefiriéndose los de piedras de gran tamaño, que combinan excelentemente con vestidos ceñidos.

Los relojes de tamaño considerable, preferentemente cuadrados o circulares, se llevan con las mallas haciendo juego con los bolsos y carteras.

Tendencias en zapatos de invierno 2012

El calzado es uno de los elementos del vestuario que más nos cuesta elegir debido a sus características. Es que este elemento no sólo debe estar acorde a nuestro vestuario y ser de nuestro gusto, sino que por sobre todas las cosas, debe permitirnos caminar confortablemente y protegernos, y allí está la dificultad.

La variedad de zapatos es inmensa y debemos decantarnos por los que más se adecuen a nuestras necesidades y a la época del año (sandalias, zapatos, botas, tenis, etc.).

Las tendencias en zapatos para el inverno 2012:

Los estilos de calzado van cambiando en cada temporada, acompañando los cambios que se dan en el vestuario en general, que van desde la ropa hasta los accesorios y el maquillaje.

Tal como viene ocurriendo desde hace tiempo, las tendencias son muy diversas y variadas, hay un estilo para cada quien. Los materiales y colores también varían, al igual que los modelos, que incluyen detalles y adornos, lo cual otorga un toque especial a los zapatos.

Los materiales estampados, principalmente en animal print, se emplean para la confección del zapato en su totalidad o para decorar una parte del mismo, por ejemplo las plataformas, que están de regreso pisando fuerte.

También los detalles en pedrería, bordados, plumas, piel, y otros materiales, concurren para jerarquizar el calzado, otorgándole un protagonismo en este invierno.

Las botas por encima de la rodilla se siguen llevando, son ideales para usar con faldas cortas, leggings, con un abrigo militar o un vestido corto.

Los mocasines continúan su reinado, son perfectos para el estilo casual o el look working girl.

Las botas de tipo esquimal están de moda para felicidad de las más friolentas. Este calzado es adecuado para el look más informal, complementa con leggings, jeans pitillo y pueden adaptarse a faldas cortas en jean o telas rústicas, también en cuero.

Los botines con cordones y tacones altos serán la atracción del invierno, perfectos para cualquier atuendo y muy abrigados.

La botas militares abandonan los ambientes grunges y punks para incluirse en el guardarropa casual. Pueden combinarse con los tradicionales jeans, con leggins, faldas y vestidos, con abrigos clásicos, chamarras y blazers.

Los básicos del guardarropa

Denominamos básicos a aquellas prendas que resultan imprescindibles en el guardarropa, ya que nos permiten diversas combinaciones y nunca pasan de moda. Estos verdaderos comodines, nos permiten acertar la elección cuando no sabemos muy bien si nuestro vestuario resultará adecuado para la ocasión, también nos permiten realizar variaciones con un grupo reducido de prendas y siempre vernos bien.

Debido a su condición de imperecederos, los básicos merecen un gasto extra en el presupuesto, ya que bien vale la pena gastar un poco más para tener una prenda de buena calidad y más duradera, que amortizará su costo con el aprovechamiento que le daremos.

La gran virtud de los básicos está en que servirán para varias temporadas y que siempre nos sentarán bien.

 

Consejos para elegir los básicos para nuestro guardarropa:

A la hora de adquirir los básicos para nuestro guardarropa, debemos tener en cuenta ciertas prendas que nos permitirán salir airosas de cualquier situación.

• El clásico vestido negro: es un aliado perfecto para ocasiones formales y salidas nocturnas. Nunca está de más tener varios en el armario, ya que nos sacarán de muchos apuros. Lo importante es que sean de corte sencillo, buena calidad y que nos favorezcan disimulando defectos y resaltando virtudes. Elige el que mejor se avenga a tus características.

• El pantalón sastre: este pantalón de buen corte y tela, es perfecto para combinar con cualquier prenda. Podemos adaptarlo a la ocasión, combinándolo con una remera o blusa, según queramos estar más o menos formales.

• La camisa blanca: este clásico del vestuario siempre nos sienta bien. Debe ser de buena tela y entallada, de perfecta confección, de este modo podremos combinarla tanto con unos jeans, como con una falda formal.

• Unos jeans: deben ser de muy buena calidad y lo principal, deben quedarnos a la perfección, además de cómodos. Esta es la prenda más versátil, que podemos usar de día como de noche, incluso para la oficina.

• Una falda: de una tela de buena calidad. El modelo lápiz es el más atemporal y siempre sienta bien. Puede acompañarse con una camisa, blusa, un suéter o remera. Con sandalias para el verano y botas para el invierno, siempre estaremos elegantes con una.

• Un trench: puede ser en color neutro o negro. Esta prenda es bienvenida durante todo el año. Tanto sirve para llevarlo con un vestido de seda, como para acompañar unos jeans.

• Los zapatos: la regla de oro con los zapatos, es que te queden cómodos, de lo contrario, se verá reflejado en tu actitud. No debe faltarnos un par de tenis de buena calidad, una ballerinas, unas botas y unos zapatos de tacón, de ser posible, stilettos.

• Un buen bolso: no debe faltar al menos un bolso de buena calidad, grande, en cuero, cómodo para todos los días. También conviene tener un bolso pequeño y elegante. Los bolsos deben combinar con nuestro calzado, el color más apropiado siempre es el negro, pero en su defecto, optaremos por un color neutro.

La moda en jeans 2011-2012

El jean es la prenda básica por excelencia, la más versátil, viene bien a cualquier hora del día, por este motivo no debe faltar en ningún guardarropas femenino.

Las tendencias para el invierno 2011-2012 nos traen todo tipo de modelos, para que podamos elegir el que más se adapte a nuestro estilo y figura.

La moda en jeans para este invierno se adapta a todos los cuerpos, acompañando nuestro look casual como un elemento indispensable. Desde el tradicional denim azul hasta el lavado. El jean vuelve con toda la fuerza y estará presente en todas las prendas, desde los pantalones hasta las faldas.

El jean pitillo muy ceñido es una de las tendencias. En tonos oscuros reduce la silueta y en tonos claros, acentúa las curvas.

Los jeans elastizados y de corte perfecto, se adaptan a toda ocasión.

Las camisas resultan el complemento perfecto durante toda la jornada, combinadas con accesorios plateados para la noche. Acompañadas de un suéter y una polera, te abrigarán durante los días fríos.

Las tendencias de la moda en jeans para el invierno 2011-2012:

Los modelos más populares para este invierno serán:

• Los boyfriend jeans: este modelo continúa en auge. Consiste en un pantalón cómodo y casual, de tipo baggy, muy holgado, ideal para el uso diario. Combina perfectamente con unas ballerinas o unos tenis de lona largos, pero también con unos tacones de diez centímetros. Acompañado con una camisa blanca en corte masculino, quedan perfectos.

• Clásicos: son los tradicionales jeans de corte recto. En color tradicional o lavados. Se complementan de maravillas con sandalias, tacones stilettos, botas, botines o zapatillas. Este modelo es el más versátil y puede combinarse con todo tipo de prendas.

• Rolled jeans: doblados por encima del tobillo, este modelo es ideal para usar con zapatillas o tacones altísimos, también con zapatillas de basket. Acompañado por una camisa o remera ceñida, quedan irresistibles.

• Boho jeans: están inspirados en el look de los años 70. Acampanados y de tiro muy corto, combinan perfectamente con poleras, remeras cortas ajustadas. Preferentemente en denim oscuro, con cinturón trenzado y zapatos de plataforma.

• Talle perfecto: ni tan bajos como hasta ahora, ni tan altos como algunos diseñadores lo requieren. Estos jeans tienen un tiro perfecto que realza la silueta femenina y otorga elegancia al conjunto.

• Pitillos. Los favoritos de la generación rock star. Este diseño favorece a las más delgadas y estiliza la silueta. Son excelentes con botas o zapatos de tacón.

• Tipo leggings: este modelo tobillero, suele llevar cremalleras laterales para facilitar su puesta y definir las formas. Son ideales para acompañarlos con minivestidos o suéters largos.

Cómo vestir casual

El estilo casual surge en el siglo XX como una revolución en moda, para asentarse en el siglo XXI como un estilo establecido.

El auge del casual tiene su puntapié en los grandes diseñadores que eligieron el look urbano como un motivo inspirador. Este look se caracteriza por la mezcla entre elegancia y comodidad.

A la hora de adoptar un estilo casual, no debemos confundir casual con descuidado. Al contrario de lo que las apariencias pueden llevar a pensar, este estilo requiere de un gran esmero para lograr la comodidad con prendas informales sin dejar de estar elegantes.

Cómo construir el estilo casual:

Para construir el estilo casual debemos conocer las prendas básicas y las combinaciones que éstas admiten, además de conocer aquello que nos sienta bien.

Los colores en este estilo serán preferentemente neutros, que se combinarán con otros tonos que nos permitan armar conjuntos para los distintos momentos del día.

Los zapatos tienen un papel importante en la construcción del look casual, los que mejor combinan son las botas y las sandalias, realzadas con un bolso de mano a tono.

Cuando construimos el estilo informal debemos combinar las prendas para obtener el estilo, en lugar de combinar estilos entre sí. La premisa es vestir informal, sin ser desprolija, las prendas deben estar limpias y planchadas, de modo que el aspecto general sea de pulcritud.

Hay una serie de prendas que se consideran básicas para el guardarropas casual: un buen blazer para el trabajo, un trajecito de pantalón en color liso y una blusa a rayas, es una excelente combinación. Las prendas tejidas son infaltables por su comodidad y abrigo.

Las distintas clases de ropa casual:

• Casual deportivo: es la ropa para hacer deportes, consiste en joggins, camisetas, tenis, calzas largas o cortas, etc.

• Casual resistente: es la que se usa para un día de campo o para ir de excursión, pantalón caqui, chaleco con bolsillos, suéter, gotas, calcetines gruesos, mochila, gafas de sol, gorro o sombrero.

• Casual sport: es la ropa que se utiliza para actividades prácticas o recreativas como ir al cine, al supermercado, a pasear con los niños. Consiste en jeans, faldas de algodón, camisa, chamarra, cinturón de cuero, etc.

• Casual inteligente: se usa para una cena con amigos, o una salida casual. Incluye un pantalón formal y chaqueta, falda de lana, pantys, zapatos de tacón medio, cinturón, una gabardina, algo de bisutería.

• Casual elegante: para exposiciones importantes o presentaciones. Se utilizarán prendas en telas más elegantes, zapatos formales, el atuendo debe estar bien coordinado y debe llevar accesorios.

• Casual de negocios: es una versión más informal del tradicional traje clásico de negocios. Se acompaña con bisutería y accesorios.